Uno de los pintorescos lugares para visitar en Puerto Madryn, Playa Paraná; lugar del naufragio del Folías. Preferido por muchos para pescar, realizar actividades náuticas y el buceo.

Cuenta la historia que el Buque Pesquero Folias, de bandera argentina, fue construido en el año 1967 por la empresa Astilleros y Construcciones S.A. en Vigo, España. 71,81 metros de eslora (longitud), 11,94 metros de manga (ancho) y 7,60 metros de puntal (altura), con un desplazamiento de 1.360 toneladas.

Cuenta Francisco “Pancho” Sanabra en su libro “Naufragios y algo más”, que el Folias se incendió en alta mar a finales de diciembre de 1980 y fue remolcado a Puerto Madryn por el pesquero Lapataia. La prefectura le prohibió el acceso al muelle Alte. Storni por razones de seguridad, y el barco quedó al garete. El viento patagónico lo llevó hasta Playa Paraná para encallar. La marea siguiente subió mucho y, como no se tomó ninguna medida de contención, el barco volvió al mar.

Hoy, es un lugar elegido por los habitantes de la ciudad y por turistas para escaparse del ruido de la urbe. Espacio para compartir en familia, para unos ricos mates; elegido por motociclistas para entrenar. Lugar clásico de pesca, navegar en kayak; o simplemente rodearse de naturaleza. En el lugar se halla la Baliza Acantilado, conocido como “el faro de Playa Paraná”.