Foto de archivo

El gobernador Mariano Arcioni anunció que habilitarían algunas actividades para minimizar el impacto económico. Incluiría a gasistas, electricistas y otros rubros incluida la construcción.

«Estamos trabajando en una planificación al respecto y el día jueves estaremos anunciando un plan para que en forma paulatina haya salidas laborales para sectores que son monotributistas o autónomos. Para los que tienen más necesidades y que requieren sus servicios», puntualizó.

Por otra parte, el Gobernador anunció que «hemos tomado la decisión junto con el Comité de Crisis de destinar 10 millones de pesos para la asistencia de alimentos a sectores más vulnerables de la sociedad».

Señaló que estos recursos «ya están disponibles, el fin de semana se comenzará con la distribución en forma programada para todas las localidades. La Ministra de Desarrollo Social se contactará con los intendentes para entregar estos alimentos». Arcioni también se refirió al pago de sueldos y al funcionamiento de los bancos esta semana.

 

La apertura de la cuarentena será paulatina, es decir que no volverá todo a la normalidad de manera inmediata, sino que se irán habilitando actividades de forma limitada, que estarán acotadas en principio al servicio a domicilio. Por ejemplo, no habilitarán las peluquerías, pero los peluqueros podrán cortar el pelo en más casas de la gente. Los albañiles podrían volver a las obras en construcción, los plomeros y electricistas a solucionar problemas en los domicilios. Muchos comercios que hoy están cerrados, como por ejemplo librerías, casas de electrodomésticos, tiendas de ropa, venta de accesorios de celulares, por citar solo algunos, podrán comenzar a vender, pero llevando mercadería a la puerta del cliente.

Según explicó el Ministro de Seguridad, Federico Massoni, el objetivo será que «todos los comercios puedan empezar a funcionar a través de delivery controlado», que se pondrá en práctica a través de una aplicación a la que el comercio se tendrá que inscribir, para poder hacer entrega a domicilio del producto, y permitir al gobierno hacer el seguimiento en tiempo real de su recorrido.

Massoni adelantó que esto se aplicará también «para aquellos que brindan servicios que son plomeros, gasistas, electricistas, albañiles, carpinteros, peluqueros, para que realicen trabajos en un horario determinado con controles permanentes a través de esta aplicación». Es decir que además de los comercios, la aplicación estará destinada a «aquellos que brindan un servicio profesional, o son monotributistas o hacen changas, y el objetivo es hacerlo de manera paulatina».