Navidad de 1914: Primera Guerra Mundial. Todavía la guerra no era a control remoto. Se peleaban en las trincheras, donde quienes mataban y morían se veían todavía las caras.

Para la Historia quedó como la «Tregua de Navidad».

En algún momento prevaleció la paz para unir a los bandos contrincantes. Surgió a partir de que alguien comenzó a cantar Noche de Paz.

Por un par de horas se olvidaron de Matar o Morir.

Si la Navidad pudo parar una guerra… por qué no dejar de lado las diferencias con aquellos de quien te alejaste.

Familiares, amigos, compañeros, pareja…

Se pudo… Se puede… Es sólo proponértelo.

Es el deseo de todos los que hacemos LU17.com…