El exjugador de fútbol Julio Calvo se sumó a «Recuerdos de pelota», segmento dónde la idea es homenajear a deportistas que dejaron una huella en la ciudad.

Juan Vidal, el Loco Purra, Coco Hernández, nelson Abrany, Coco Zapiola y Ricardo Garagarza ya pasaron y hoy fue el turno de uno de los mejores jugadores de las últimas décadas en la ciudad y en la zona, porque no sólo jugó en Guillermo Brown y en el Deportivo madryn, sino que también lo hizo en Germinal y en Racing de Trelew por ejemplo.

En cuanto al momento más glorioso de su carrera, Calvo destacó: «El campeonato con Brown en el 96 fue algo maravilloso, no tuvimos ninguna lesión, teníamos un equipo corto y lo que más me emocionó fue la alegría de la gente, porque hacía 29 años que el club no salía campeón, fue el mejor campeonato de mi vida y hoy en día se sigue hablando de ese torneo. El partido que más recuerdo fue con la Ribera, que le hice 3 goles, ellos tenían jugadores muy importantes».

Con respecto a sus inicios, el eterno goleador manifestó: «Osvaldo Monochio me fichó en el Madryn y jugué desde los 9 años hasta los 24, ahi me forme como jugador, aprendí la técnica individual y a entrenar. En el Madryn conocí a mis mejores amigos como Orlando Costa y el Pity Murúa».