En un encuentro parejo, el celeste de Río Cuarto se llevó el primer chico de una de las finales del Torneo Argentino B frente al Deportivo Madryn.

Con un gol de Germán Rivera, el local se puso en ventaja a los 18 del primer tiempo.

Cabe destacar que, los arqueros tuvieron una destacada labor en un encuentro abierto donde ambos buscaron el arco rival.

El domingo, en el Coliseo del Golfo, a las 15 horas el Aurinegro, recibirá a Estudiantes por la segunda final buscando el ascenso al Argentino A.