La medida de fuerza continúa hasta el domingo y es en rechazo al pago escalonado de sueldos.

Implica que los camiones de transporte salgan de los puertos sin guías de tránsito ni controles de lo que se descarga ni cuanto.

Sergio Bowen, delegado paritario de los inspectores dependientes de la Secretaría de Pesca.