Un elemento detectado mediante ecosondas a unos 90 metros de profundidad es el primer indicio de la posible presencia en lecho marino del buque “Rigel”.

Según se pudo saber, el pesquero “San Miguel”aportó el dato relevado con tecnología que lleva a bordo. Junto a más de 30 embarcaciones de Prefectura Naval y particulares participa del operativo de rastrillaje por mar.

La novedad la informó el jefe de Zona Norte de Mar Argentino de la fuerza de seguridad marítima, prefecto mayor Daniel Cartagenova. El anuncio lo compartió con Emilio Renda, responsable de Protección Civil del Ministerio de Seguridad de la Nación y parte del comité de crisis que se conformó para enfrentar este caso. Coincidieron en manejar con prudencia este dato y confirmar recién con resultados de estudios más específicos.

El hallazgo se da en la zona donde el domingo ya se había avistado una enorme mancha de hidrocarburos sobre la superficie, lo que hizo presumir que el “Rigel” podía estar hundido en las cercanías. También allí se rescató el cuerpo de Salvador Taliercio, capitán y uno de los dueños del buque.

La Armada Argentina, que aporta buques y aviones a este amplio rastrillaje, informó el rescate de elementos a nombre de Fabián Rodríguez, el jefe de máquinas del “Rigel”. Se trata de algunos rieles, una caja de herramientas y una bolsa plástica con sus pertenecías detectadas y rescatadas por tripulantes del pesquero “Don Gaetano”, que participa del operativo de búsqueda.

Hasta el momento sigue sin aparecer la balsa salvavidas, que se debería haber activado y despedido del “Rigel” si es que el casco se fue a pique. Resulta notorio que trascurridos más de tres días de búsqueda no haya sido avistada desde los casi 40 buques y 4 aeronaves que relevan la zona del incidente.