Rubén Cáceres en el Concejo

El concejal de Trelew por el bloque de la UCR-Juntos por el Cambio, Rubén Cáceres, adelantó que votará en contra del proyecto de ordenanza tarifaria elaborado por la Municipalidad, al considerar que, pese a que el Ejecutivo dio marcha atrás con los aumentos de impuestos y tasas que había proyectado originalmente para 2021, los valores «siguen muy por encima del incremento de la inflación y de la realidad económica que viven los vecinos».

Cáceres explicó que, a pesar de las modificaciones realizadas por el Ejecutivo Municipal al proyecto original, «el aumento del impuesto inmobiliario, residuos y demás tasas continúa siendo muy alto: se sitúa en el orden del 62% el primero, y 56% interanual la tasa».

Estos porcentajes, agregó, «impactan fuertemente sobre la economía de todos los hogares de la ciudad; y en un contexto de crisis económica como el que estamos atravesando es insostenible».

En este sentido sostuvo el legislador municipal que «era mucho más razonable una actualización que respetara los valores oficiales de la inflación, que se sitúan por debajo del 40%».

Coincidencia con la CICECh

«En este punto -añadió- hemos coincidido con la Cámara de Industria y Comercio (CICECh)», al aludir al encuentro realizado este viernes, cuando las autoridades de la entidad concurrieron al Concejo Deliberante a explicar la crítica situación del comercio de Trelew, y a dar su punto de vista sobre los aumentos.

«Es evidente que entre las opciones que tenía el Departamento Ejecutivo para hacer más eficiente su gestión en este contexto de dificultades ha optado por exigirle más al vecino de la ciudad, en lugar de achicar el gasto de la superestructura de funcionarios políticos que ha creado en estos casi 5 años que lleva de Gobierno», observó.

En este punto, Cáceres recordó que en diciembre de 2015, cuando asumió, el intendente Adrián Maderna contaba en el municipio con 30 cargos políticos en el Gabinete. «Durante su gestión casi triplicó esas cifras, pasando a contar con 9 coordinadores generales, 40 coordinadores y 27 asesores. Estamos en el orden de los 80 cargos políticos de Gabinete en la actualidad y siguen subiendo», reseñó Cáceres.

«Lamentablemente los vecinos no ven que esa cantidad de funcionarios se refleje en más y mejores servicios. Al contrario: ven que el municipio tarda meses y a veces años en reparar un bache o en repasar una calle de tierra deteriorada después de una lluvia. Faltan semáforos, falta conservación de los espacios públicos. Son quejas que los concejales recibimos todos los días», señaló.