Ocurrió en la sucursal de Chos Malal y el banco no sabía a quien se los había dado.

Al parecer el error provino de la cajera al entregar a dos gendarmes del Escuadrón 30 de la localidad, dinero para viáticos y combustibles asignados para el movimiento por las elecciones del último domingo.

Quienes notaron el error fueron el jefe del destacamento, Luis Alfredo Guerrero y el Sargento ayudante Carlos Fornes, al momento de abrir los sacos de dinero y cntarlos.

Había 236 mil pesos de más.

De inmediato dieron aviso al banco y regresaron a la sucursal. Habían detectado el faltante de caja aunque sin saber cómo y cuando se produjo el error.

Finalmente, y luego del arqueo correspondiente, se comprobó la confusión por parte de la cajera, y el personal de Gendarmería devolvió el dinero.