La Asociación Empresaria Hotelera y Gastronómica de Trelew reunió a sus asociados para despedir el año y hacer un balance de la actividad. En la ocasión el presidente de la institución, Carlos Castro Blanco, destacó como  objetivos inmediatos convocar a otros colegas que puedan «aportar nuevas ideas y nuevas energías para lograr que se respete y considere a los establecimientos debidamente instalados que mantienen sus plantillas de personal durante todo el año, y cumplen sus obligaciones laborales y fiscales».

Reclamó asimismo que las autoridades «se decidan a trabajar seriamente para que los que hacen gastronomía y alojamiento de manera informal, ilegal y en franca competencia desleal, sean incorporados al cumplimiento igualitario de las reglamentaciones que se nos exigen».

 

Como cierre, Castro Blanco consideró que la Asociación se debía «un reconomiento al rubro gastronómico, quizá el más silencioso, aleatorio y sacrificado de nuestro sector».

Por ello se decidió implementar la distinción Hacedores Gastronómicos, que en esta primera ocasión les fue otorgada a Carlos Gutiérrez (Parrilla Don Pedro de Trelew), Víctor Brullo (Pizzería Miguel Angel de Playa Unión), Alfredo Alastuey (Restaurante Los Vascos de Trelew) y Orlando Lázaro (Confitería Venezia de Trelew).