Imagen ilustrativa

Es lo que advierte el Comisario Víctor Acosta, Jefe de la Unidad Regional de Puerto Madryn.

Acosta reconoció que la facultad para controlar el consumo de bebidas alcohólicas en la vía pública, es precisamente de la Policía.

No obstante aclaró que no alcanzan a cubrir todo con presencia policial.

 

El Jefe de la Unidad Regional relató un hecho de violencia en la vía pública durante el fin de semana.

Cuatro mujeres golpeaban a otra a la salida de un boliche.

Luego las mismas mujeres fueron a denunciar por vejaciones a los policías que las separaron. En la propia comisaría volvieron a golpear a la mujer del episodio del boliche.

Estaban alcoholizadas.