Casarse es una de las decisiones más importantes para cualquier hombre y mujer, y si el lugar elegido para contraer matrimonio es especial, ese momento será único, irrepetible e inolvidable.

Gonzalo y Melisa así lo decidieron para sus vidas y lo concretaron el último sábado en la capilla del Área Natural Protegida Isla de los Pájaros, en el Istmo Ameghino, puerta de entrada a la Península Valdés.

La belleza agreste del lugar con el imponente marco de la isla rodeada de agua le ponen la calidez justa, todo atentamente supervisado por los guardafaunas responsables de la reserva, Carlos «Flaco» Medina y Roberto Raffa.

Familiares y amigos de los novios recorrieron los casi 70 kilómetros desde Puerto Madryn para compartir este momento especial.

Este no sería el único ya que una pareja de turistas extranjeros que conocieron el lugar habrían tomado la misma decisión y volverían al destino en los próximos meses para contraer matrimonio.