Imagen de archivo

Según contó a La 17 el prestador turístico Claudio Barbieri, hay ya dos buques preparados para hundir, un tercero casi listo y el cuarto se hundiría en año próximo.

Los barcos fueron cedidos por empresas pesqueras y estaban abandonados en el puerto de San Antonio.

El uso será libre para usuarios que lo hagan sin fines de lucro y que cumplan con los requisitos de tener un brevet de buzo avanzado, por la profundidad a la que quedarán hundidos.

Los dos primeros podrían hundirse en noviembre y están preparados para que puedan bucear por dentro de los cascos contó Claudio Barbieri a La 17, desde Las Grutas.