NARCOTRAFICANTE BRASILERO

Paulo Henrique Ferreira Dos Santos figuraba como «alerta roja» de Interpol.

Ingresó al país hace cuatro días y fue detenido en un hotel. Trasladado al Juzgado Federal.
Se dictó la prisión preventiva y quedó a disposición de Interpol que definirá su traslado a Brasil una vez que se realicen los trámites de rigor. Deberá ser expulsado del país.