ARGENTINA REGISTRA EL CONSUMO DE CARNE MÁS BAJO EN UN SIGLO

Un informe de la Bolsa de Comercio de Rosario revela que el consumo de carne vacuna por habitante caerá por debajo del nivel que se dio en el año 1920.

Actualidad 06 de julio de 2024 REDACCIÓN REDACCIÓN
Carne
Argentina Registra el Consumo de Carne Más Bajo en un Siglo.

El consumo de carne vacuna en Argentina ha descendido a su nivel más bajo en 100 años, según un informe reciente de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR). Los datos actuales indican que el consumo per cápita será inferior al registro de 1920, cuando se consumieron 46,9 kg por habitante. Esta caída significativa se debe a los aumentos de precios "irracionales" y al incremento en el consumo de carne de cerdo y pollo, que son alternativas más económicas.

Cambio de Hábitos de Consumo

Cristian García, referente de la Sociedad de Carniceros de Rosario, señaló que muchos consumidores están optando por carne de cerdo y pollo debido a sus precios más accesibles. “Los cortes de cerdo son entre un 30% y un 40% más baratos que los de carne vacuna”, explicó García. Esta tendencia se ha visto agravada por la recesión económica que atraviesa el país, llevando a una disminución en el consumo de carne vacuna.

Consumo de Carne

El informe de la BCR proyecta que en 2024 el consumo total de carnes bovina, aviar y porcina en Argentina se ubicará en torno a los 105,7 kg por habitante, lo que representa una caída del 9% respecto a 2023. Pese a esta disminución, Argentina sigue siendo uno de los países con mayor consumo per cápita de carne en el mundo, comparándose con Uruguay y superando a países como Estados Unidos, Australia y Chile.

Datos Históricos y Composición de la Dieta

La BCR destaca que en 2024, el consumo de carne por habitante será 22 kg menor en comparación con el promedio de los últimos diez años, una caída del 13,3%. La composición de la dieta cárnica del argentino promedio sería de 42% de carne bovina, 42% de carne aviar y 16% de carne porcina. Por primera vez, el consumo de carne aviar igualará al de carne vacuna, con ambos alrededor de los 44,5 kg por habitante.

El poder adquisitivo de los salarios también ha disminuido, afectando la capacidad de compra de carne. En 2024, la remuneración bruta promedio del sector asalariado alcanzará para comprar 146,6 kg de asado, un 5,6% menos que en 2023. “En los primeros tres meses del año hubo un pico de aumentos en la carne vacuna que llegó a números irracionales. Pero después los valores bajaron porque cayeron las ventas”, detalló García.

Carne GuanacoLO MULTAN POR TRANSPORTAR 550 KILOS DE CARNE DE GUANACO

Perspectivas y Adaptaciones

A pesar de la estabilización reciente en los precios de la carne vacuna, la tendencia de los consumidores hacia alternativas más baratas parece consolidarse. La Sociedad de Carniceros y otros actores del sector deberán adaptarse a estos cambios en los hábitos de consumo, buscando estrategias para mantener la competitividad y satisfacer las nuevas demandas del mercado argentino.

   

Te puede interesar
Lo más visto

Suscríbete al newsletter de #LA17